Es ‘mentira’ que EEUU normalizaría las relaciones si La Habana se va de Venezuela, dice Díaz-Canel

Comparte

«A Estados Unidos se le ha complicado la situación en América Latina y en el mundo ante los desmanes que ha cometido y comienza a buscar pretextos ante los problemas que tiene en materia de política exterior ese Gobierno», aseguró Miguel Díaz-Canel, en referencia a las acusaciones de Washington contra su Gobierno por su apoyo al régimen de Nicolás Maduro en Venezuela.

El gobernante aseguró que son «mentira» las promesas de que se normalizarían las relaciones bilaterales si Cuba cede en su apoyo a su estrecho aliado venezolano.

«A veces llegan las ideas de que, si abandonamos una posición u otra, si abandonamos la solidaridad, el apoyo, para nosotros se abrirían las puertas y eso es una mentira», aseguró a la agencia AP el gobernante, durante una visita a la ciudad de Las Tunas.

«Pero además, nosotros no queremos puertas abiertas porque vamos a mendigar, queremos puertas abiertas porque hay un diálogo serio» con EEUU, dijo ante un reducido grupo de periodistas.

Como es habitual en su retórica, Díaz-Canel dijo que su Gobierno no dejará de enfrentar las medidas de «hostigamiento» con «serenidad», pero habló de «avanzar en el restablecimiento de las relaciones con Estados Unidos», pero en base al «respeto mutuo» y sabiendo que siempre habrá «diferencias ideológicas».

Cuba es «un país pequeño… que ha querido construir un ideal que puede ser el que no quiere el Gobierno de Estados Unidos, pero es nuestro ideal», dijo, tras recorrer un hospital y una escuela de arte, reunirse con la comunidad universitaria tunera y visitar un parque.

La fórmula por la cual, pese a las dificultades que vive la Isla, «la revolución no cayó, como esperaba Washington», parte de «un diálogo honesto con la población», manifestó, y puso como ejemplo cuando, a mediados de 2019 el petróleo venezolano no llegó a la Isla y su Gobierno debió anunciar la llegada del «periodo coyuntural», con fuertes restricciones en el transporte y el cierre de escuelas y empresas.

«Con el Consejo de Ministros fuimos a explicarle al pueblo cubano lo que iba a pasar, lo que íbamos a vivir, las cosas que íbamos a hacer. Pero sobre todo, le pedimos al pueblo cubano que fuera solidario, que entendiera, que cooperara, que ayudara y esa situación la sobrepasamos», manifestó.

Díaz-Canel no dijo que la carencia de alimentos y medicinas, así como la ineficiencia del transporte público, son un problema de larga duración que sufren los cubanos, y que ninguno de esas limitaciones encontró solución luego de que su Gobierno anunciara la presunta salida de la situación crítica.

En la visita a Las Tunas, Díaz-Canel estuvo acompañado del flamante primer ministro, Manuel Marrero, y de los titulares de Economía, Transporte, Construcción y Educación, junto a un extenso número de funcionarios.

Con información Alberto News

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *