Centro de acopio del pescado de Boca de Aroa, un elefante rojo que nunca funcionó

Comparte

Hace unos diez años y luego de una inversión millonaria el Gobierno nacional construyó un Centro de acopio de pescado en Boca de Aroa, obra que nunca entró en funcionamiento y que Victoria González, del movimiento ecológico regional de Voluntad Popular no dudó en calificar como «uno de los elefantes rojos de la corrupción y la desidia revolucionarias».

La inversión realizada en el lugar, que incluyó instalación de todo el sistema de refrigeración, cavas-cuarto, neveras, estanterías y un sistema de aire acondicionado integral, mobiliario y maquinaria de uso, se perdió.

El centro de acopio echado al abandono una vez concluido empezó a ser desmantelado por el hampa. Ante la falta de vigilancia el robo se convirtió en saqueo.

El centro de acopio fue dotado de una moderna planta eléctrica capaz de suministrar energía a todo el poblado, también se la robaron.
En la edificación no quedó nada. Una inversión millonaria de la nación, perdida de manera impune.

Victoria González indicó que es inaudito lo ocurrido con el centro de acopio y es asombroso que a la fecha ningún organismo haya iniciado una investigación para determinar responsabilidades administrativas incluso penales.

El robo de toda una obra de envergadura ocurrió a la vista de todos. Cuando terminaron de llevarse el mobiliario y los costosos equipos empezaron a robarse piezas sanitarias, puertas, ventanas, tableros, techos, cerraduras y todo lo que el vandalismo encontraba a su paso.

Es increible pero cierto: el Gobierno construyó un moderno centro de acopio para nada, o mejor dicho, para echarlo al abandono sin que hubiese entrado en servicio.

Francisco Chirinos CNP 9966

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *